María Eugenia Vidal definió que no será precandidata a presidente por el PRO 

La diputada nacional entendió que no tenía ni la imagen ni la intención de voto para competir contra Patricia Bullrich y Horacio Rodríguez Larreta. El rol de Macri en la decisión

Finalmente, María Eugenia Vidal definió que no será precandidata presidencial del PRO y ahora la disputa por la Casa Rosada en el partido amarillo se dirimirá entre Horacio Rodríguez Larreta y Patricia Bullrich. La diputada nacional confirmará su decisión durante una entrevista televisiva donde, además, daría una clara señal de que no aspira a convertirse en precandidata a jefa de Gobierno porteña, una alternativa que era imaginada como la solución para evitar que haya dos postulantes del PRO en las PASO.

La ex gobernadora entendió que no tenía ni la imagen ni la intención de voto para competir por el Sillón de Rivadavia. Sumado a esto, el pulgar a una eventual postulación se lo terminó bajando Mauricio Macri, muy activo en la interna del partido que fundó. El ex presidente realizó un llamado desde uno de los parques de diversiones de Disney, a dónde llevó de paseo a su hija Antonia, y fue tajante sobre que Vidal no debería ser de la contienda electoral este año ni para presidente ni para jefa de Gobierno. 

Lo que llamó la atención del ex mandatario es que esta fue la tercera vez que Vidal le preguntó si la apoyaba y Macri no pudo disimular su hartazgo en su respuesta negativa, que fue en un modo categórico y casi molesto.

Sumado a esto, Vidal también siente que al ser joven y tener tiempo, aún no es momento de su candidatura presidencial. Está convencida de que su experiencia de estos meses le sirvió para recorrer el país y hablar con la gente en las provincias, y que eso va a seguir haciéndolo. Por eso, irá a apoyar a los candidatos de Juntos por el Cambio en el interior. Además, tampoco quería seguir generando ruidos en el PRO y cree que con esta decisión se descomprimirá la interna.

La ex mandataria bonaerense también definió no competir en CABA. Cree que hay candidatos instalados y no hay un pedido de nadie para que se sume otro postulante. Sobre todo, porque cree que tiene que haber un solo candidato del PRO en el distrito porteño. Si el partido decide que debe ser Jorge Macri, lo apoyará y lo mismo con Quirós. Pero, en su opinión, debe ser un solo candidato.

Un colaborador cercano a la diputada dijo que ella misma explicó que no le daban los números para ganarle a Jorge Macri y que este escenario formó parte de una conversación con los principales dirigentes de la coalición.

Macri, Larreta y Bullrich quedaron como los principales protagonistas del armado del PRO a nivel nacional (Franco Fafasuli)